PROSTITUCIÓN

Felicia C. El encuentro entre Human Rights Watch y Felicia tuvo lugar a las dos de la madrugada de un día frío y con viento. Felicia corrió hasta la camioneta de servicios de contacto con la comunidad a buscar una taza de café caliente de las que brindan los voluntarios. Cuando le preguntaron por qué, Felicia dijo que temía ser acosada por la policía. Relató que, un mes antes, la policía la había interceptado e interrogado, y le dijeron que arrojara a la basura los preservativos que llevaba. La historia de Felicia no es una excepción. Para muchos trabajadores sexuales, particularmente las mujeres transgénero, el arresto implica enfrentar tratos degradantes y abusos por parte de policías. Para los inmigrantes, el arresto por delitos de prostitución puede significar ser detenidos y expulsados de Estados Unidos.

Putas que - 718004

Ultima habilitar un piso de acogida para las mujeres explotadas por las mafias

El Ayuntamiento de Albal tiene en intelecto acabar con la prostitución. Si fue el primer municipio en implantar en una ordenanza sanciones para los consumidores de prostitución, ya impuesto la primera multa de euros a un putero , ahora ha diseñado un anteproyecto para intentar sacar a las mujeres prostituidas de la calle. El corregidor Ramón Marí lo tiene claro. El dirigente socialista avanza que el bailía ultima disponer de una vivienda de acogida para todas las mujeres prostituidas en el entorno del municipio.

Leave a Reply